I Love Toledo

#24 Estación del Ferrocarril

Descripción

La Estación de Toledo, situada al este del Casco Histórico de Toledo, en el Paseo de la Rosa, al otro lado del río Tajo, se inauguró en 1919.

Pero antes de la inauguración, hubo una historia previa, ya que este edificio, tal cual lo conocemos en la actualidad, sustituía a una anterior edificación que se había proyectado por la Compañía del Ferrocarril de Castillejo a Toledo, antes de pasar a pertenecer a MZA (Madrid-Zaragoza-Alicante). Dicho edificio se inauguró en 1858 y era de un estilo totalmente funcional, a diferencia de la actual con un estilo muy característico neomudéjar.

Las obras de la estación se iniciaron en 1914 bajo órdenes del arquitecto de MZA Narciso Clavería, gran impulsor del renacimiento mudéjar en España. 

La estación está compuesta por un edificio de viajeros de una sola planta con cinco puertas de entrada con arcos de herradura apuntados.

Dentro del vestíbulo, destacan las taquillas con un forjado espectacular y muy llamativo. Todo el trabajo de adornos de forja, como lámparas, los carteles, barandillas etc. son obras del maestro forjador Julio Pascual. La parte inferior de las paredes del vestíbulo está revestido de mosaicos de azulejos al igual que el artesonado del techo con formas muy características, obra del ceramista toledano Ángel Pedraza.

En el exterior, en su extremo izquierdo de la estación, sobresale una curiosa torre de reloj, muy poco habitual en estaciones y más común en iglesias de estilo mudéjar, por esa forma de minarete o de campanario con modelos similares en una zona donde abunda dicho estilo.

En la zona de las vías también destaca una marquesina de hierro.

El conjunto de la estación es de una gran belleza aunque en su día, dicha construcción polemizó bastante al ser un estilo que no encajaba para nada con el de las estaciones en general, en una época, ya superados los primeros albores de las construcciones ferroviarias, donde se tendía más a la sobriedad, a la funcionalidad y a un estilo más industrial.

La estación declarada Bien de Interés Cultural con la categoría Monumento, desde 1991 y Patrimonio Histórico Español, fue restaurada en el año 2005 con la llegada de la linea de alta velocidad, que conecta Madrid con Toledo en menos de 25 minutos.

Otra peculiaridad de la estación, es que su capilla, que fue despacho del Rey Alfonso XIII cuando visitaba toledo, se dan misa todo los domingos.


Hoy en día el tren es el medio de trasporte más utilizado por el turismo libre que viene a visitar la ciudad.

Contacto

Estación del Ave
Paseo de la Rosa, s/n
45006 - Toledo
T. +34 902 240 202 / +34 925 22 30 99